Vencer la timidez: pensar demasiado

971

La mejor manera de no sufrir tanto psicológicamente es pensar menos de lo que estamos acostumbrados a pensar. Sobretodo tendemos a darle vueltas a cosas sobre las que no tenemos control. Estos pensamientos suelen ser inconscientes y muy cansinos… y hay momentos en los que necesitamos decir: basta ya! y desconectar de todo.

Tal vez no hayas sido consciente la mayor parte del tiempo, pero siempre hay un continuo fluir de pensamientos en nuestra cabeza que normalmente no elegimos sino que es como si vinieran solos a tu mente. Esos son los pensamientos más peligrosos pues al no tener control sobre ellos pueden provocarnos reacciones emocionales (incluso físicas) muy negativas para nuestra vida cotidiana.

Por ejemplo si al dia siguiente tenemos que reunirnos con gente que no conocemos (por la razón que sea) y estamos pensando continuamente en cómo debemos comportarnos y hablar para no ser juzgados negativamente, y en la aterradora posibilidad de que alguno de ellos piense que somos imbéciles, eso creará una ansiedad en nuestro cuerpo y un malestar que no son necesarios en ningun caso.

Esta es la razón por la que es bueno intentar vaciar la mente, darse cuenta de que estos pensamientos son inconscientes, de que no son una vision del futuro, sino un recuerdo de experiencias del pasado y de conclusiones erroneas hacerca de la gente y la sociedad.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *